inicio
presentación
contacto
AGENDA
No te pierdas nada de lo que organizamos...
VIDEOS
"Fundación Juan Bonal" Videos...
PROYECTOS
"Fundación Juan Bonal" Proyectos...
RECURSOS
Todo lo que necesitas para descargar...
FORO
Participa online en el foro y comunícate...
NUESTRA MISIÓN EN IMÁGENES
Galería de fotografías, archivo gráfico...
COMUNIDADES
Nuestras comunidades, galería fotográficas...
ACTIVIDADES
Acciones en colegios, hospitales...
FUNDADORES
Cuando empezó todo, nuestra historia...
CONGREGACIÓN
Quiénes somos, dónde estamos trabajando...
CASAS DE ESPIRITUALIDAD
Las instalaciones, actividades...
BOLETÍN
Información puntual y en tu buzón de correo...
HOY ES
Celebramos cada día, el santoral completo...
CUMPLEAÑOS
Felicitamos a cada hna. en su día...
padrinos.org
HERMANAS DE LA CARIDAD DE SANTA ANA
Calle Madre Rafols, 13
50004 Zaragoza
976 43 54 22
caridadstana.gen@confer.es
Política de privacidad
  Estás en... hoy es el día de...
domingo, 20 de octubre de 2019 
Próximamente...

16 Tiempo ordinario – C (Lc 10,38-42)
FECHA     21/07/2019
PAÍS     
NADA HAY
MÁS NECESARIO
El episodio es algo sorprendente. Los discípulos que acompañan a Jesús han desaparecido de la escena. Lázaro, el hermano de Marta y María, está ausente. En la casa de la pequeña aldea de Betania, Jesús se encuentra a solas con dos mujeres que adoptan ante su llegada dos actitudes diferentes.
Marta, que sin duda es la hermana mayor, acoge a Jesús como ama de casa, y se pone totalmente a su servicio. Es natural. Según la mentalidad de la época, la dedicación a las faenas del hogar era tarea exclusiva de la mujer. María, por el contrario, la hermana más joven, se sienta a los pies de Jesús para escuchar su palabra. Su actitud es sorprendente pues está ocupando el lugar propio de un «discípulo» que solo corresponde a los varones.
En un momento determinado, Marta, absorbida por el trabajo y desbordada por el cansancio, se siente abandonada por su hermana e incomprendida por Jesús: «Señor, ¿no te importa que mi hermana me haya dejado sola con el servicio? Dile que me eche una mano». ¿Por qué no manda a su hermana que se dedique a las tareas propias de toda mujer y deje de ocupar el lugar reservado a los discípulos varones?
La respuesta de Jesús es de gran importancia. Lucas la redacta pensando probablemente en las desavenencias y pequeños conflictos que se producen en las primeras comunidades a la hora de fijar las diversas tareas: «Marta, Marta, andas inquieta y nerviosa por muchas cosas cuando en realidad solo una es necesaria. María ha escogido la parte mejor, y nadie se la quitará».
En ningún momento critica Jesús a Marta su actitud de servicio, tarea fundamental en todo seguimiento a Jesús, pero le invita a no dejarse absorber por su trabajo hasta el punto de perder la paz. Y recuerda que la escucha de su Palabra ha de ser prioritaria para todos, también para las mujeres, y no una especie de privilegio de los varones.
Es urgente hoy entender y organizar la comunidad cristiana como un lugar donde se cuida, antes que nada, la acogida del Evangelio en medio de la sociedad secular y plural de nuestros días. Nada hay más importante. Nada más necesario. Hemos de aprender a reunirnos mujeres y varones, creyentes y menos creyentes, en pequeños grupos para escuchar y compartir juntos las palabras de Jesús.
Esta escucha del Evangelio en pequeñas «células» puede ser hoy la «matriz» desde la que se vaya regenerando el tejido de nuestras parroquias en crisis. Si el pueblo sencillo conoce de primera mano el Evangelio de Jesús, lo disfruta y lo reclama a la jerarquía, nos arrastrará a todos hacia Jesús.
José Antonio Pagola
San Daniel
FECHA     21/07/2019
PAÍS     
Personaje israelita de la época del destierro en Babilonia, protagonista del libro del mismo nombre. El libro de Daniel forma parte del canon bíblico; en las Biblias hebreas se lo incluye entre los hagiógrafos, colocándolo entre Ester y Esdras; los Setenta, la Vulgata y las otras versiones antiguas lo colocan entre los Profetas, a continuación de Ezequiel, y así lo siguen haciendo las Biblias cristianas.
La persona de Daniel. El nombre de Daniel significa «Dios es mi juez». Prácticamente todos los datos que tenemos sobre el personaje de ese nombre al que nos estamos refiriendo provienen del libro mencionado. Resumimos a continuación los principales, tal y como los ofrece el texto mismo. pertenecía a la nobleza de luda (Dan 1,6). Muy joven aún, y como consecuencia de una campaña de Nabucodonosor (se duda si el II o el IV), conoce la vida del destierro en Babilonia junto con otros jóvenes judíos fue educado en la corte real babilónica, cuya cultura asimiló, pero manteniéndose fiel a la fe y a las prácticas judías. Su inteligencia e instrucción le hacen adquirir prestigio en la corte. En ello influye también, y decisivamente, su temple y fidelidad religiosa, que le hacen sobresalir espiritualmente sobre los cortesanos dóciles a los caprichos reales, y que explican que los monarcas acudan a él con confianza. Daniel es un modelo de dignatario judío en el destierro: fiel a la ley israelita, pero dispuesto a servir a los poderes dominantes en lo que sea según justicia. De hecho, aunque sufre diversas persecuciones por su fe, y aunque su vida transcurre en un periodo particularmente movido en la historia de la región mesopotámica sobre la que se suceden diversos imperios, Daniel permanece en posición relevante no sólo bajo Nabucodonosor, sino también bajo varios de sus sucesores: Baltasar, Darío y Ciro. El libro de Daniel se cierra con una visión que tuvo lugar el año tercero del reinado de este último. El nombre de Daniel aparece en la lista de los israelitas que, a raíz de los decretos de libertad religiosa dados por Ciro, volvieron a Palestina (Esd 8,2; Neh 10,7), pero no hay ninguna prueba de que se trate de la misma persona. Una tradición tardía habla de su sepulcro situándolo en Susa (Elam).



  JULIO
  Día 1 San Simeón el Loco  
  Día 2 San Juan Francisco Regis  
  Día 3 Santo Tomás Apóstol  
  Día 4 Santa Isabel de Portugal  
  Día 5 San Antonio María Zaccaria  
  Día 6 San Isaías, Profeta  
  Día 7 San Fermín  
  Día 7 14 Tiempo ordinario – C (Lc 10,1-12.17-20)  
  Día 8 Santos Aquila y Priscila  
  Día 9 Sta. Verónica Giuliani  
  Día 10 San Cristóbal  
  Día 11 San Benito, patrón de Europa  
  Día 12 San Juan Gualberto  
  Día 13 San Silas  
  Día 13 San Enrique  
  Día 14 San Camilo de Lelis  
  Día 14 15 Tiempo ordinario – C (Lc 10,25-37)  
  Día 15 San Buenaventura  
  Día 16 Nuestra Señora del Carmen  
  Día 17 Santas Justa y Rufina  
  Día 18 San Federico de Utrech  
  Día 19 San Arsenio  
  Día 20 San Elías, Profeta  
  Día 21 16 Tiempo ordinario – C (Lc 10,38-42)  
  Día 21 San Daniel  
  Día 22 Sta María Magdalena  
  Día 23 Santa Brígida, patrona de Europa  
  Día 24 Santa Cristina  
  Día 25 Santiago Apóstol  
  Día 26 San Joaquin y Santa Ana  
  Día 27 San Pantaleón  
  Día 28 San Pedro Poveda  
  Día 28 17 Tiempo ordinario – C (Lc 11,1-13)  
  Día 29 Santa Marta  
  Día 30 San Pedro Crisólogo  
  Día 31 San Ignacio de Loyola  
 Este mes además...
2019 ~ julio
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31
<<Anterior  --  Siguiente >>
Desarrollado por 3emultimedia ® 2011